El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

  | Calendario 2017 :: Translate this Site :: Compartir:
Imprimir Recomendar  Tamaño de texto

EMPRESA
1106 votos | Seguridad | 27/02/2009


Pemex, culpable de accidente en plataforma

Demandan pruebas de cumplimiento de las indemnizaciones a deudos de la Usumacinta. La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) concluyó que Petróleos Mexicanos (Pemex) es responsable del accidente donde perdieron la vida 22 personas y 68 resultaron lesionadas, luego de evacuar la plataforma marina Usumacinta, el 23 de octubre de 2007, porque no se contó con las condiciones suficientes de seguridad que garantizaran la integridad física y la vida de los trabajadores.


Por ello, emitió la recomendación 14/2009, dirigida a Pemex y a la Procuraduría General de la República (PGR), en la que exige al director de la paraestatal, Jesús Reyes Heroles, remita las pruebas de cumplimiento que demuestren que han sido cubiertas las indemnizaciones a los deudos de los fallecidos, tal y como lo han declarado, así como pruebas de la atención médica y sicológica brindada a quienes sufrieron lesiones.


José Luis Soberanes, titular de la CNDH, solicitó a la petrolera que se realice la capacitación adecuada y permanente en el uso de equipos de seguridad del personal que labora en sus instalaciones, y que el Órgano Interno de Control investigue a los servidores públicos de mando involucrados en los hechos de la Usumacinta; además de que no se otorguen licitaciones de la paraestatal a empresas que no cumplan con las medidas que garanticen una mayor seguridad a los trabajadores de instalaciones o estructuras petroleras marinas.


Al procurador Eduardo Medina Mora, le solicitó dar vista al Órgano Interno de Control en la PGR, para que investigue a los servidores públicos que inhibieron y obstaculizaron la investigación de la CNDH al negarles el expediente del caso.


Obstaculizan labor de CNDH :


La CNDH le recuerda al titular de la PGR que instruya a sus servidores públicos para que observen las facultades que la Constitución y diversas legislaciones federales y locales otorgan a la CNDH, para que sus visitadores recaben información y practiquen diligencias de conformidad con sus facultades y atribuciones.  En un comunicado, la CNDH —basada en el artículo 46, segundo párrafo, de la ley de la comisión— dio un plazo de 15 días al director de Pemex y al titular de la PGR, para que den respuesta a esta recomendación o, en su caso, las correspondientes pruebas de cumplimiento.


De acuerdo con las pesquisas que dan sustento a dicha recomendación, servidores públicos de Pemex permitieron que la plataforma operara sin observar las normas y reglamentos de seguridad que se requieren en ese tipo de instalaciones.  En su investigación, la CNDH afirma que hubo una deficiente capacitación y equipo proporcionado a los empleados de esas instalaciones, además de que no se contaba con embarcaciones de salvamento en las cercanías de la plataforma, fallas y omisiones que —de conformidad con la normatividad de Pemex— son imputables a la empresa.


De acuerdo con el análisis lógico jurídico realizado al conjunto de evidencias que integran el expediente de queja 2007/3755/1/Q, la CNDH determinó la existencia de violaciones a los derechos humanos a la vida, a la legalidad, a la seguridad jurídica y a la integridad física de las personas, que establece la Constitución mexicana.  La comisión evidenció que en la indagatoria del caso hubo notoria falta de colaboración por parte de la delegación en Campeche de la PGR, al obstaculizar el acceso a la averiguación previa correspondiente AP/PGR/ CAMP/CARM-II/142/2007, y a las fotografías de la plataforma accidentada, a las bitácoras de los superintendentes de Pemex y de la compañía perforadora y a los discos duros de computadoras.


Tampoco se tuvo acceso a las 70 declaraciones hechas por trabajadores que se encontraban en la plataforma el día de los hechos, así como a un dictamen pericial elaborado por expertos de la UNAM, elementos informativos que hubieran fortalecido aún más la documentación probatoria de la investigación por violaciones a los derechos humanos realizada por la comisión.


Testimonios de sobrevivientes:


Testimonios de los sobrevivientes coinciden en señalar que el día del accidente, por la mañana, escucharon a superintendentes encargados de la plataforma que debía llamarse a barcos remolcadores, ya que la plataforma marina estaba mal posicionada. Asimismo, que habían comentado antes que en el área de contraincendio existían altos índices de gas sulfhídrico, por lo cual, las maniobras eran más peligrosas.  De lo anterior, resulta evidente que los encargados de la plataforma, tanto de Pemex como de la compañía perforadora, sabían que ésta no estaba bien posicionada; se sumaba el mal tiempo de esos días, por lo cual debieron prever que las maniobras para el reacomodo conllevaban alto riesgo para los trabajadores que estaban en ella y tenían que resguardarlos en una zona de seguridad antes de intentar reposicionar las instalaciones marinas.


Para la CNDH no pasan inadvertidos los señalamientos del informe de la compañía Battelle Memorial Institute, que destacan que en el golfo de México no existen embarcaciones de rescate, y se asienta que Pemex ha dejado de observar diversos requisitos de seguridad para la operación marina de instalaciones petroleras, ya que permitió que los trabajadores de la Usumacinta ejercieran su trabajo sin capacitación, en condiciones inseguras, arriesgando en todo momento su integridad física y su vida, debido a que no se tomaron las medidas para la corrección de esas deficiencias estructurales, a pesar de conocer directamente las fallas de seguridad con que cuentan tanto sus plataformas como las de las empresas subcontratadas.


Además de que la paraestatal y las empresas subcontratadas no cumplen con el Programa Emergente de Seguridad, Salud y Protección Ambiental, señalamientos que permiten a la CNDH acreditar la responsabilidad de Pemex, por permitir que los trabajos continuaran en condiciones de inseguridad, y al no darle importancia a las múltiples quejas de los trabajadores de instalaciones petroleras.


El expediente del caso se inició el 16 de agosto de 2007, con motivo de la queja que presentó ante la Comisión Nacional de los Derechos Humanos el diputado federal Cuauhtémoc Velasco Oliva, en la cual advierte que Pemex ha dejado de observar diversos requisitos de seguridad en instalaciones petroleras a su cargo, y ha permitido que trabajadores de instalaciones marinas laboren en condiciones inseguras.

Fuente: El Universal De México


25736 lecturas | Ver más notas de la sección Seguridad


Página anterior



Notas más leídas de Seguridad
Qué es y para que sirve la protección catódica de tanques
Pemex, culpable de accidente en plataforma
DISPOSITIVOS DE PROTECCIÓN CONTRA CAÍDAS
4 personas muertas tras intentar recuperar crudo de un oleoducto
Simulacro de emergencia en Terminal La Plata de Repsol YPF
Refinería de Amuay opera con normalidad tras incendio
Rescatan cuerpos de 17 trabajadores petroleros tras accidente de helicóptero en Canadá
Ruptura de tubería genera derrame de petróleo y gas
La Refinería Esmeraldas entrará en observación
Como actuar ante el derrame de combustibles líquidos


Home | Arriba | Newsletter | RRHH | Encuestas | Links | Contacto | RSS 
REPORTE UNA NOTICIA
Si tiene una noticia, contáctenos
Teléfono (54 11) 4774 2154
PUBLICIDAD
Copyright © Petrolnews.net - Todos los derechos reservados.
Petrolnews es editado en la Ciudad de Neuquén y en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, República Argentina.
Teléfono (54 11) 4774 2154